Noticias

Volver

4 de Abril del 2019

“La cultura es tener ganas de aprender siempre y de todo.”

Susana Requena nació en Córdoba, vive con su familia en una bonita casa de Sant Cugat del Vallès, donde ejerce de profesora a la Escuela de Arte y Diseño, y es ceramista. Confiesa estar enamorada de la cerámica, porque la llena en muchos aspectos. Esta disciplina es un todo un mundo de posibilidades, y ella disfruta mucho, “desde pensar la forma, trabajar con los esmaltes, los colores... es una técnica que precisa mucha creatividad”, comenta.

Ella tiene su pequeño taller en casa, pero nos pide que hagamos la entrevista afuera, en el jardín, que así sus piezas lucen mejor. Es inicio de primavera y no nos podemos negar, así que nos animamos y abrimos una botella de Freyé Syrah/Sumoll, nuestro rosado por excelencia y el escogido para acompañar el arte de Susana.

¿Qué es para ti la cultura?
La cultura es tener ganas de aprender siempre y de todo. No entiendo de teatro, pero me gusta que me recomienden una obra. No entiendo de danza, pero me encanta ir a un espectáculo de danza. Es tener ganas de leer, de ver exposiciones... De participar, de alguna manera, en actividades culturales.

¿Qué haces para cultivarla?
Leer, leer mucho. Viajar con la familia. E ir a espectáculos que quizás no iría, pero me animo a ir, porque no están dentro de mi formación y así puedo conocer otras formas de aprender.

¿Qué te inspira?
Me inspira la naturaleza, los colores pastel, los árboles, la vegetación... Tengo la suerte que aquí en Sant Cugat tengo muy cerca Collserola y el mar, y mi fuente de inspiración es la flora mediterránea.

¿Cuáles son tus motivaciones?
A la hora de crear cerámica, mi motivación es crear cosas bonitas que se puedan utilizar, por ejemplo, cuando estás tomando tu café, sea con tu taza, porque la encuentras especial.

Se acerca Sant Jordi, ¿nos recomiendas un libro?
“La insoportable levedad del ser” de Milan Kundera.

¿Una canción?

Una de Luis Eduardo Aute, “Las cuatro y diez”.


¿Y una película?

Soy un poco romántica (ríe vergonzosa), “El paciente inglés”.

¿Cuál es tu momento de día preferido?

La tarde-noche.

¿Para hacer una copa de vino?
Para hacer una copa, para quedarme leyendo, para estudiar, para salir... Es cuando estoy más creativa.

    

¿Por qué te gusta Freyé Syrah/Sumoll?
Me gusta el rosado, porque es un punto medio entre el vino seco y el afrutado, y encuentro que va bien con muchas comidas: con carnes, arroces, quesos... Va bien con todo, puedes quedar bien siempre, y éste precisamente tiene un sabor que me gusta mucho.

¿Con qué plato lo maridarías?
(Lo huele bien, hace un trago y lo tiene claro) “Arroz caldoso de langosta”.


¡Muchas gracias Susana! Pasamos un mediodía muy agradable contigo y nos encantó que nos abrieras las puertas de tu casa y de tu taller, y así poder ver tu arte. Te podemos asegurar que tus tazas icónicas, maridan cromáticamente a la perfección con el color salmón de nuestro Freyé rosado. Esperamos coincidir pronto contigo, si puede ser, con un buen arroz caldoso de langosta, ¡nosotros posamos el vino! ;)

 

Nos colamos en el taller de Susana, mirad, mirad qué cositas más preciosas tiene...